estrellalunar mira!! te la regalo

estrellalunar mira!! te la regalo

Reblogged from catrific world

Advertencia: Esta redacción es solo explicación de la revelación que me llegó al disfrutar de la última adquisición literaria de mi autor favorito.

Me llegó una revelación, cuenta Alessandro Baricco en su libro titulado “City” la historia de una mujer que de pequeña, fue a visitar el Salón de la Casa Ideal, al ver toda una ciudad llena de casas llenas de gente feliz, viviendo una vida ideal  rompió a llorar, el personaje explica que era una especie de “lacerante, dolorosa maravilla”, el personaje del libro explica que es como cuando te quedas viendo una maqueta de trenes o una caricatura de ratoncitos, con la pequeña cajetilla de cerillos como mesa, el retrato del abuelo ratón colgado, te quedas maravillado, puedes quedarte viendo una estación de trenes real y no pasa nada, pero cuando ves la maqueta no puedes dejar de admirarla… pero la maqueta no es real, es solo algo ideal.

En la historia, también hay una escena muy importante para mi revelación, un par de hombres con una decidida tarea en mente, caminando por una calle observan un tacón de aguja, aquellos hombres no pudieron dejar de observar el tacón, vieron un tobillo en nylon obscuro, en el péndulo danzante de dos delgadas piernas y cabrilleó, por un tacón que se puso a oscilar para despegarse del zapato, los personajes solo veían un tacón de aguja, pero en realidad estaban viendo a aquella mujer, que por ningún momento se detuvo a tomar el tacón de su zapato y una frase que me dejó todavía más impactado: “No hay en ninguna mujer toda la mujer que hay en un tacón de aguja perdido en la calle” con esta fue que la revelación me quedó completamente clara.

Al leer estas frases, no pude evitar ser golpeado por el recuerdo de una mujer, aquella, que en algún momento nombré en mi cabeza como la mujer de mi vida, fue que me di cuenta que aquella relación que duró solo ocho meses y su final fue devastador para mí, fue como Shatzy Shell nombró su experiencia, “una lacerante, dolorosa maravilla”, al vivirla fue una maravilla, no había necesidad de nada más en la vida, al estar ahí fue simplemente increíble, pero igual que la maqueta de trenes, la casa de los ratoncitos o el Salón de la Casa Ideal, fue solamente algo IDEAL, mas no real.

Mi revelación fue confirmada con la historia del tacón, fue que entendí, ella, nosotros, fueron la mujer del tacón, aquella despampanante mujer con medias de nylon obscuro, tambaleándose por la separación del soporte de su zapato, que sin voltear atrás decide acercarse al final de la acera y llamar a un taxi. Mi cabeza creó la historia de una relación, con una mujer que de la cual jamás hubiera querido cambiarle algo, alguien que tenía todo mi cariño, con todas su cualidades y defectos, una relación que duraría tanto tiempo como el que la vida tiene. Pero todo fue algo que mi cabeza inventó, algo que mi cabeza creó para darme una satisfacción, pero nuevamente, algo no real.

jajajaja

jajajaja

Reblogged from catrific world
Jajajaja, cagadisimo

Jajajaja, cagadisimo

Definitivamente!!

Definitivamente!!

Reblogged from Duende de la Luna
batforlashes:

Natasha in New York, 2013

batforlashes:

Natasha in New York, 2013

Reblogged from Bat for Lashes
batforlashes:

Madrid botanical gardens, Autumn 2012

batforlashes:

Madrid botanical gardens, Autumn 2012

Reblogged from Bat for Lashes